La Zaragata


Hace 2 semanas quedamos todos los follardos para ensayar un poema de Miguel Hernández cantado,fuimos a un parque y allí sentados olíamos a vino,estuvimos cantando y bailando cómo los ciquitraques y formamos la zaragata.

Ese día pegaba el oripandon muy fuerte y estábamos mullaos de calor,tuvimos que ir a comprar botellas de pañí.
Al rato de estar allí llegó la pestañí a pucharnos que no hiciésemos tanto ruido y no formáramos tanto alboroto, al final terminaron quelando con nosotros y araquelamos con los jundunares para que nos dieran permiso para quedarnos allí.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Porque te quiero a ti...

La botella

ENLACE MATRIMONIAL CRISTIAN Y ANGELA